14 de marzo de 2019

Galletas veganas con té matcha

Si te apetece probar unas galletas diferentes, te va a encantar esta receta. Se trata de unas galletas muy sencillas, perfectas para acompañar un té o café, pero con un toque de sabor extraordinario que les aporta el té matcha. Matcha es un té verde de origen japonés famoso por sus poderes antioxidantes y anti inflamatorios que, aparte de utilizarse como una infusión, se usa muy a menudo en la preparación de los postres para aportarles su característico color verde y, por supuesto, sus propiedades. Para elaborar estas galletas veganas u otro postre hace falta una pequeña cantidad de té debido a su sabor muy potente, aunque puedes modificarla a tu gusto: dependiendo de la cantidad las galletas tendrán un sabor y un color más o menos intensos.
 1 taza de harina de trigo o espelta
 2 cdtas de té matcha en polvo
 1/2 taza de panela o azúcar integral
 un puñado de nueces troceadas
 1 cdta de levadura en polvo
 1/4 taza de aceite
 1/2 cdta de sal
 1/2 taza de leche de avena (lo que necesite la masa)
  1. En un bol mezclamos la harina con el té matcha en polvo, el azúcar, la levadura, la sal y las nueces troceadas.
  2. Añadimos el aceite y una porción de leche vegetal. Empezamos a mezclar añadiendo poco a poco la leche y a continuación a amasar hasta que se forme una bola de masa  elástica. 
  3. Cubrimos con el papel vegetal una bandeja de horno y precalentamos el horno a 180ºC. Cogemos porciones de masa con las manos de un tamaño más o menos igual, formamos bolitas y las aplastamos dando forma de galletas.
  4. Colocamos las galletas sobre la bandeja de horno y las horneamos durante 15 minutos.

Vitamina D y el veganismo

La vitamina D posee múltiples funciones y la más importante es el metabolismo y regulación de los niveles de calcio, su absorción en el intestino a partir de los alimentos y reabsorción de calcio a nivel renal para reducir su perdida por la orina. Además, la vitamina D favorece la remodelación  y la mineralización de los huesos contribuyendo a la formación ósea y el desarrollo del esqueleto

El organismo humano puede obtenerla por dos vías: a través de la piel por la acción de los rayos ultravioleta de la luz solar o por la vía digestiva a través de la ingesta de alimentos que la contienen. En una persona sana la mayor parte de la vitamina D procede de la síntesis en la piel y una pequeña parte a través de la ingesta de los alimentos que la contienen, la mayoría de origen animal que contienen colecalciferol (D3) y algunos alimentos de origen vegetal que contienen ergocalciferol (D2).
En cuanto a los alimentos, la mayoría que contienen de forma natural cantidades importantes de la vitamina D son de origen animal: pescados azúles, hígado de bacalao, hígado de ternera yema de huevo, entre otros, lo que dificulta mantener los niveles adecuados de esta vitamina en los veganos si la exposición a la luz solar no es suficiente. Sin embargo, hoy en día, podemos encontrar una gran selección de productos de origen vegetal enriquecidos con la vitamina D, por ejemplo, las bebidas vegetales, cereales de desayuno, galletas infantiles y otros para evitar la deficiencia. Estos alimentos enriquecidos representan la mayor fuente de la vitamina D en la dieta de un vegano, junto con los hongos o setas que contienen cantidades apreciables de esta vitamina.
Imagen de The Vegan Society

En España, a pesar de ser uno de los países que más horas de sol disfruta al año en Europa, muchas personas carecen de los niveles óptimos de ingesta diaria de la vitamina D, porque pasan poco tiempo al sol y cuando lo hacen utilizan cremas solares con factores de protección tan altos que inhiben la penetración de la vitamina D en el nuestro organismo. 

La deficiencia de vitamina D puede ser consecuencia de una dieta desequilibrada, una insuficiente exposición solar o por una enfermedad que inhibe su absorción o su metabolismo a nivel de hígado o riñones y puede provocar alteraciones en el desarrollo del hueso y desmineralización que conduce a raquitismo en los niños y a osteomalacia en adultos, por tanto, si el médico te ha diagnosticado la deficiencia de vitamina D debes incorporar un suplemento a tu dieta. 
 

Los suplementos de vitamina D se presentan en varios formatos, pero el formato más común es en gotas como, por ejemplo, la vitamina D vegana del laboratorio Optim. Optim D3 permite, con solo 1 gota al día para los niños menores de 10 años y 2 gotas para los adultos y niños a partir de los 11 años, obtener los niveles óptimos recomendados.

Laboratorie-Optim es un pequeño laboratorio belga que desde hace pocos años ha lanzado complementos alimenticios veganos en España que cuentan con el aval de varios estudios clínicos e internacionales. Ahora comercializan tres productos con el sello de Vegan Society: Optim Curcuma, Optim Memory & Focus y Optim D 3. Para más información puedes visitar su página web.

12 de marzo de 2019

Ponche de Navidad sin alcohol

Un ponche generalmente se denomina una bebida que contiene fruta o zumo de fruta mezclados con otras bebidas, alcohólicas o no. La receta de este ponche sin alcohol está inspirada en el vino caliente  o glühwein, una mezcla de vino caliente con especias que se suele consumir durante el período de Adviento y es la bebida típica de lo mercados de Navidad por toda Europa. Para su preparación he utilizado el zumo de manzana en vez del vino y he añadido las especias típicas para conservar el inconfundible aroma de la Navidad. A pesar de ser una receta festiva, puedes disfrutar de este reconfortante ponche sin alcohol en los meses fríos de invierno.
 1 litro de zumo de manzana
 2 estrellas de anís
 1 rama de canela
 2 clavos
 1 mandarina o naranja
 1 manzana
 azúcar al gusto
  1. Vertemos el zumo de manzana en una olla y añadimos el anís, la canela, los clavos, la cáscara y lo gajos de media naranja o mandarina, una manzana troceada y azúcar al gusto. Si utilizas el zumo de manzana de tetrabrick probablemente no vas a necesitar más azúcar, puesto que ya viene bastante dulce.
  2. Calentamos la mezcla y la llevamos a ebullición. Bajamos el fuego y seguimos cocinando a fuego medio-bajo durante 25-30 minutos.
  3. Bebemos el ponche caliente.

11 de marzo de 2019

Atún vegano de soja texturizada en escabeche

El escabeche es un método de conservación que tradicionalmente se utiliza para conservar carnes y pescado. Sin embargo, la técnica de escabeche también puede utilizarse con otros alimentos, incluso, para preparar una versión vegana de un plato tan conocido como atún en escabeche. En esta receta te enseñamos como preparar un sustituto vegetal con sabor a atún a base de soja texturizada, un producto rico en proteínas vegetales. Para elaborar esta receta hemos utilizado los ingredientes base de un escabeche: el vinagre, el vino, el pimentón y otros condimentos que aportan a la preparación el sabor característico, además de las algas nori para aportar el sabor a mar a nuestro "atún".
Puedes utilizar este "atún" vegano en escabeche para preparar sándwiches, bocadillos, como relleno de pasteles salados o simplemente acompañarlo de una guarnición de verdura o puré de patata.
♥ 1 taza de soja texturizada fina
♥ 1 hoja de alga nori
♥ 1/2 vaso de aceite de oliva
♥ 1 cebolla roja
♥ 5-6 dientes de ajo
♥ 5-6 hojas de laurel
♥ 1 cda de pimentón dulce
♥ 1/2 vaso de vino blanco
♥ 1/2 vaso de vinagre de manzana
2 cdas de salsa de soja
♥ 1 cdta de azúcar moreno
♥ una pizca de pimienta
♥ 1/2 cdta de sal

  1. Cortamos la cebolla y el ajo en dados pequeños. Calentamos el horno o una sartén sin aceite y tostamos el alga nori hasta que cambie de color oscuro a un verde más claro. Trituramos el alga en la batidora o simplemente la rompemos con las manos en trocitos pequeños.
  2. Ponemos la soja texturizada en remojo en agua tibia durante 15 minutos para que se hidrate. Pasado el tiempo de remojo la escurrimos muy bien, apretando con las manos para eliminar todo el líquido.
  3. En una olla calentamos el aceite y pochamos la cebolla y el ajo. Cuando la cebolla empiece a ponerse translúcida añadimos el laurel y el alga nori y cocinamos durante un minuto aproximadamente sin dejar de remover.
  4. Incorporamos la soja texturizada a la olla y removemos. A continuación añadimos el pimentón, el azúcar, la sal y la pimienta. Removemos y vertemos dentro el vino, el vinagre y la salsa de soja.
  5. Llevamos el escabeche a ebullición y luego cocinamos a fuego medio-bajo durante 15-20 minutos con la tapa puesta y manteniendo pequeño hervor continuo.
  6. Conserva el "atún" vegano de soja texturizada en un recipiente cerrado en la nevera, de esta forma suele durar bastante tiempo. Déjalo reposar al menos 5-6 horas antes de consumir, pero cuanto más tiempo macere, más sabor tendrá.

1 de marzo de 2019

Galletas muy fáciles de crema de cacahuete

Cuando veas lo fáciles y deliciosas que son estas galletas se van a convertir en tus favoritas. Se trata de unas galletas tipo rocas con crema de cacahuete y trocitos de chocolate o frutos secos dentro. Están listas en 20 minutos y las puedes servir en el desayuno o como una rica merienda.
 6 cdas de crema de cacahuete
 1/3 taza de leche de soja
 1/2 taza o más de azúcar integral
 1 2/3 tazas de harina de trigo
 1 cdta de levadura en polvo
 pepitas de chocolate, pasas o arándanos secos al gusto
  1. En un bol mezclamos la crema de cacahuete, la leche vegetal y el azúcar hasta que quede una mezcla homogénea.
  2. Añadimos la harina y la levadura, mezclamos hasta obtener una masa densa y pegajosa.
  3. Incorporamos las pepitas de chocolate, pasas o arándanos secos.
  4. Con una cuchara de helado cogemos porciones de masa y las colocamos sobre una bandeja de horno cubierta con el papel de hornear. 
  5. Precalentamos el horno y horneamos las galletas a 180ºC durante 15 minutos.

28 de febrero de 2019

Morcilla vegana con salsa de manzana y cebolla

La morcilla es uno de los embutidos que más rechazo produce entre los veganos, puesto que se elabora a base de sangre animal coagulada y cocida. ¡Pues aquí viene una super receta de morcilla vegana y saludable, sin crueldad y cero ingredientes de origen animal! Hemos utilizado las judías negras para que aporten el color característico y gluten de trigo para compactar todos los ingredientes. En la receta original se suelen añadir otros ingredientes para darle el volumen a las morcillas, por ejemplo, arroz, cebolla o frutos secos que también hemos utilizado, además de pimentón ahumado, ajo fresco y en polvo.
Puedes utilizar estas morcillas veganas en guisos, estofados o servirlas con una salsa, por ejemplo,  una salsa de manzana y cebolla que hemos preparado para servirlas, es un poco dulce y queda muy rica con las morcillas veganas.
 1 tazas de judías negras cocidas
 1/2 taza de gluten de trigo
 1 taza de arroz cocido
  1 cebolla
2 dientes de ajo
 1 cdta de ajo en polvo
 1 cda de pimentón ahumado
 un puñado de piñones
 un chorro de aceite
 pimienta
 sal

Para la salsa:
 2 cebollas
 2 manzanas
 1 cda de azúcar integral
 1/3 taza de vino blanco
 un chorro de aceite
 pimienta
 sal
  1. Trituramos las judías negras en la batidora hasta obtener una mezcla homogénea, añadimos un poco de agua si la mezcla no se trabaja bien.
  2. Picamos la cebolla y el ajo y los sofreímos aparte.
  3. En un bol mezclamos el puré de judías negras, el arroz cocido, el ajo en polvo, la cebolla sofrita, el pimentón, los piñones, sal y pimienta. Añadimos poco a poco el gluten de trigo y amasamos hasta obtener una masa compacta. Puedes añadir más cantidad de gluten si la masa queda muy líquida.
  4. Cortamos trozos de film transparente, colocamos porciones de masa encima formando morcillas de 10-15 cm de largo y unos 5 cm de diámetro. Las envolvemos en varia capas de film y atamos los extremos con una cuerda o hilo.
  5. Calentamos una olla con abundante cantidad de agua y hervimos las morcillas durante 40 minutos a fuego medio.
  6. Desenvuelve las morcillas, córtalas en rodajas y fríelas vuelta y vuelta en una sartén.
  7. Para preparar la salsa de manzana y cebolla cortamos la cebolla en juliana y las manzana en trozos medianos. Calentamos el aceite en una sartén y pochamos la cebolla. Incorporamos la manzana y el azúcar y cocinamos 1-2 minutos para que la manzana empiece a ablandarse. Vertemos el vino dentro, lo llevamos a ebullición, bajamos el fuego y cocinamos manteniendo el hervor 5-7 minutos. A continuación, trituramos la salsa con una miniprimer hasta que quede homogénea.
  8. Servimos las rodajas de morcilla vegana con la salsa de cebolla y manzana.

21 de febrero de 2019

Cerveza de mantequilla de Harry Potter (vegana y sin alcohol)

Esta receta va dirigida a todos los fans de la saga de Harry Potter que alguna vez han querido sumergirse en su mundo mágico y probar la famosa cerveza de mantequilla que tanto disfrutan los personajes en cada uno de los libros. La cerveza de mantequilla es una bebida caliente que llegó a la fama tras la publicación de los libros y desde entonces muchos fans han intentado inventar su  receta de tal forma que se parezca a la descrita en la saga. Se trata de una versión vegana y sin alcohol, por tanto apta también para los niños e intolerantes a la lactosa.
Para la receta puedes utilizar cualquier mantequilla vegana o margarina, nosotros hemos utilizado la margarina no hidrogenada de aceite de girasol de Granovita.
Cerveza de mantequilla con galletas "rocas" de Hagrid :D
 2 tazas de agua con gas
 1 taza de leche de almendras
 4 cdas de azúcar integral
 1/4 cdta de cúrcuma en polvo
 1 cda de margarina vegetal
 caramelo o toffee vegano (ver receta aquí)
  1. Calentamos en una olla el agua con gas y la leche vegetal, añadimos el azúcar al gusto y la cúrcuma para dar color. Mezclamos bien añadimos la margarina.
  2. Llevamos el líquido a ebullición, lo retiramos del fuego y batimos en la batidora hasta que salga espuma.
  3. Decoramos la jarra en la que vamos a servir la cerveza de mantequilla con toffee o caramelo o simplemente cubrimos el fondo de la jarra con el tofee y vertemos la "cerveza" encima. 

19 de febrero de 2019

Donuts veganos al horno con cobertura de chocolate

Hoy traemos una versión vegana y un poco más saludable de los donuts o rosquillas tradicionales cubiertas de chocolate. Son uno de los dulces más favoritos de muchas personas, pero sueles freírse en abundante cantidad de aceite y llevar una elevada cantidad de azúcar, por tanto su consumo no es nada saludable.
Para preparar esta receta hemos utilizado el azúcar de coco, hemos preparado una cobertura de chocolate fina a base de aceite de coco y cacao y hemos horneado los donuts. Han quedado muy ricos, no demasiado dulces y sin exceso de aceite y grasa.
 2 1/2 taza de harina de trigo
 1 1/2 cda de levadura en polvo
 1/2 taza de azúcar de coco o integral
 1/4 taza de aceite vegetal
 1 1/2 taza de leche vegetal
 2 cdas de vinagre
 1 cda de esencia de vainilla
 1 cdta de sal

Para la cobertura:
 1/3 taza de cacao en polvo
 un chorro de sirope de agave (al gusto)
 1/4 taza de aceite de coco derretido
  1. En un bol mezclamos la harina tamizada, el azúcar, la levadura y la sal. Añadimos el vinagre, la vainilla, el aceite y la leche vegetal, mezclamos bien hasta obtener una masa líquida y sin grumos.
  2. Vertemos la masa en una manga pastelera y rellenamos hasta la mitad el molde de donuts de silicona para el horno. Si no tiene una manga puedes rellenar el molde con una cuchara.
  3. Precalentamos el horno a 180ºC y horneamos los donuts durante 12-15 minutos. Los desmoldamos y dejamos enfríar.
  4. En un recipiente amplio mezclamos el cacao con el aceite de coco derretido y el sirope de agave (cantidad al gusto). Sumergimos las rosquillas una a una en la cobertura de chocolate, dejamos que reposen medio minuto dentro y las sacamos con cuidado.
  5. Decoramos los donuts con frutos secos troceados, por ejemplo, con cacahuetes y nueces y los dejamos enfriar en la nevera para que se solidifique la cobertura.

11 de febrero de 2019

Queso vegano estilo cheddar de avena y batata

Este queso cheddar vegano es una opción deliciosa para sustituir el queso en tus recetas. Hemos preparado este queso estilo cheddar a base de ingredientes saludables: la batata, la avena, el pimiento rojo asado, los condimentos y el agar agar para espesar y dar textura. Puedes utilizarlo para preparar sándwiches, bocadillos, en hamburguesas o rallarlo para preparar las pizzas, lasaña o platos de pasta.
 1 batata pequeña (150-200g aprox.) cocida
 80 g de avena en copos
 1 lata de pimientos rojos asados
 4 cdas de levadura de cerveza
 1 cda de pimentón ahumado
 2 cdas de zumo de limón
 1 cdta de cebolla en polvo
 1 cdta de ajo en polvo
 1 taza de agua
 1 cdta de sal
 una pizca de pimienta
 3 cdas de agaragar
 1 1/3 taza de agua
  1. Colocamos el el vaso de la batidora la batata (cocida o asada) troceada, la avena, el pimiento asado, la levadura de cerveza, el pimentón, el zumo de limón, la cebolla y el ajo en polvo, la sal y la pimienta. Añadimos una taza de agua y trituramos hasta obtener una mezcla homogénea.
  2. Aparte en un cazo calentamos el resto del agua y el agaragar en polvo removiendo con las varillas hasta que se forme gelatina líquida.
  3. Vertemos la gelatina en la batidora y volvemos a triturar la mezcla durante otro minuto más.
  4. Vertemos la mezcla en los moldes o tupper y dejamos enfriar en la nevera durante una hora.
  5. Desmoldamos el queso y ¡listo!

9 de febrero de 2019

Carne mechada vegana de setas boletus


Las setas son famosas por su increíble textura carnosa, perfecta para veganizar las recetas. Esta vez hemos preparado "pulled pork" o carne mechada o desmechada utilizando las setas boletus y ha quedado impresionante. La hemos hecho con salsa barbacoa fácil cuya receta habíamos compartido en el post anterior y ha quedado ideal para rellenar pasteles salados, empanadas, arepas, patatas, etc. Nosotros hemos rellenado una batata asada combinando la carne con un salteado de pimiento rojo, cebolla y piñones y sirviéndola con la deliciosa crema agria vegana de tofu.
 3-4 setas boletus grandes
 2 cdas de aceite vegetal
 3 cdas de salsa barbacoa
 una pizca de sal
 1 cdta de pimentón dulce
 1 cdta de orégano
 1/2 cdta de cardamomo en polvo
 1 cdta de jengibre en polvo
 1 cdta de ajo en polvo
 1 cdta de cebolla en polvo
 1 cdta de sal
 una pizca de pimienta negra
  1. Con un tenedor deshilachamos los tallos de las setas  y las colocamos en un bol. Añadimos todas las especias y una cucharada de aceite y mezclamos bien. Colocamos las setas en un recipiente apto para el horno y horneamos las setas a 180ºC durante 30 minutos.
  2. A continuación, calentamos una sartén con un poco de aceite y salteamos las setas horneadas removiendo de vez en cuando durante unos minutos. Añadimos la salsa de barbacoa y removemos bien.
Para la batata rellena:
 2 batatas naranja
 1 cebolla
 1 pimiento rojo
 1 cda de piñones
  1. Asamos las batatas en el horno hasta que queden blandas. Las abrimos a lo largo para rellenar.
  2. Cortamos la cebolla y el pimiento en juliana y los sofreímos junto con los piñones.
  3. Rellenamos las batatas con la verdura, encima colocamos varias cucharadas de "carne" de boletus y de crema agria de tofu. ¡Listas para servir!

7 de febrero de 2019

Salsa barbacoa rápida

La salsa barbacoa es una salsa elaborada a base de tomate y condimentos con un delicioso sabor agridulce. Es muy versátil y puede utilizarse en miles de platos veganos: platos de tofu, seitán, tempeh, para dipear, como salsa para pizzas y pasta, etc.  
 2 tazas de tomate natural triturado
 1/4 taza de vinagre de manzana
 1/4 taza o menos de azúcar de coco
 1 cda de mostaza dulce
 1 cdta de ajo en polvo
 2 cdas de sirope de arce
 2 cdas de salsa de soja
 2 cdas de zumo de limón
 1 pizca de pimienta
 1 cdta de sal
  1. Calentamos el tomate triturado en un cazo hasta que llegue a ebullición removiendo de vez en cuando para que no se pegue.
  2. Añadimos el azúcar, la sal, la pimienta y el ajo en polvo, mezclamos bien e incorporamos la salsa de soja, el vinagre, la mostaza y el sirope de arce para sustituir la miel de la receta original.
  3. Cocinamos la salsa barbacoa durante 5-7 minutos a fuego medio. Ahora la salsa está lista para utilizarla en tus recetas. Nosotros la hemos utilizado para preparar está "carne" vegetal de setas a la barbacoa (receta muy pronto) para rellenar unas batatas. ¡Una delicia!

6 de febrero de 2019

Bizcocho integral de zanahoria con crema de anacardos

El pastel de zanahoria o el carrot cake en un postre clásico y favorito de muchas personas. Consiste en un delicioso bizcocho de zanahoria, especias (canela, jengibre, nuez moscada, etc.) y en algunas ocasiones frutos secos recubierto con un glaseado o cobertura de queso crema. Para elaborar esta receta hemos preparado un bizcocho de harina de espelta integral y una cobertura cremosa de anacardos. 
 1 1/2 tazas de harina integral de espelta
 1/2 taza de azúcar integral
 1 1/2 cdta de levadura en polvo
 1 cdta de bicarbonato
 1/2 cdta de sal
 1 cda de canela
 1/2 cdta de nuez moscada
 1 cda de ralladura de naranja
 1/2 cdta de cúrcuma
 1/2 cdta de jengibre en polvo
 1 taza de zumo de naranja
 5 cdas de aceite vegetal
 1 1/2 cdta de vinagre de manzana
 4 zanahorias medianas trituradas
 un puñado de nueces trituradas

Para la cobertura:
 1/2 taza de anacardos remojados
 1/4 taza de aceite de coco derretido
 1/2 taza de leche vegetal
 un chorro de sirope de agave
  1. En un bol mezclamos la harina tamizada, el azúcar, la levadura, la sal, el bicarbonato, la canela, la nuez moscada, el jengibre y el cardamomo.
  2. En otro bol mezclamos los ingredientes líquidos: el zumo de naranja, el aceite, el vinagre y la leche vegetal. Vertemos los ingredientes líquidos en el bol con los ingredientes secos y mezclamos bien.
  3. Pelamos las zanahorias y las rallamos. Incorporamos la zanahoria al bol con la masa y la trituramos con una miniprimer para que la zanahoria quede aún más triturada y el bizcocho suba mejor al hornear. Añadimos las nueces picadas.
  4. Engrasamos un molde de bizcocho y precalentamos el horno a 180ºC. Vertemos la masa en el molde y lo horneamos durante media hora.
  5. Mientras tanto preparamos la cobertura para el bizcocho. Trituramos en la batidora los anacardos remojados y escurridos previamente, la leche vegetal y el sirope de agave al gusto hasta que quede una mezcla suave y sin grumos. Incorporamos el aceite de coco y trituramos durante varios minutos más. Dejamos la cobertura enfriar en la nevera. 
  6. Una vez hecho y enfriado el bizcocho, lo desmoldamos y cortamos en dos placas de bizcocho más finas.
  7. Cubrimos la placa inferior con el relleno de anacardos y tapamos con el bizcocho superior. Recubrimos el bizcocho con el resto de la cobertura y decoramos con nueces, virutas de chocolate, coco rallado, etc.

5 de febrero de 2019

Moda vegana, presente y futuro

La moda vegana ya es una realidad. Este año 2019 es un año donde el estilo vegano sigue afianzándose. A partir del año 2015 en Estados Unidos, las famosas de Hollywood, como Miley Cirus, Pink o Pamela Anderson, se posicionaron claramente en contra del maltrato animal. Este hecho aumentó el interés de las grandes marcas por el veganismo en las pasarelas y los grandes diseñadores están dejando de usar pieles para sus colecciones. Cada vez son más las marcas que unen al movimiento antiespeciesta.
PETA
¿Quién influye en las nuevas tendencias?
En el mundo del glamour y la pasarela es común pensar que las personas más influyentes en la moda son los grandes diseñadores y sus marcas. Sin embargo, estos a sus vez reciben la presión de la prensa y de otras piezas del tablero que enumeramos a continuación.

Hay tres factores importantes en este hecho:
1. Las activistas de Femen han presionado a las marcas durante décadas con sus performance. Seguro que las has visto protestando en ciudades de medio mundo desnudas o semidesnudas en contra de la industria peletera.
2. Los consumidores están cada vez mas concienciados y exigen productos más respetuosos con el medio ambiente y con nuestros amigos los animales.
3. Otras asociaciones pro-derechos humanos como PETA con sus campañas también ayudan a concienciar a la ciudadanía.

El movimiento vegano y antiespecista es imparable. Fruto de ello, miles de nuevos adeptos veganos se suman a la causa, no sólo por motivos nutricionales y de salud, sino también por conciencia. Las marcas cada vez son más conscientes de ello y apuestan por colecciones cruelty free. Versacci, Channel, Armani y muchas otras ya han anunciado que no usarán más pieles animales en sus diseños.
Las marcas de lujo ya apuestan por un lujo responsable. Eso es una realidad en sí mismo.
En esa linea, es rara la semana que no nos salpica la noticia del lanzamiento de una nueva marca vegana, ya sea de bolsos, de carteras o de zapatos.

Hace unos años los veganos nos centrábamos en la dieta. Hará unos cinco años ya empezamos a buscar otros productos libres de maltrato animal, como, por ejemplo, el calzado vegano. La variedad que había en el mercado era escasa, con diseños poco atractivos y había poco donde elegir. Por suerte hoy en día el boom es imparable y la oferta muy amplia y para informarte lo mejor es dejarte aconsejar por un experto en la materia. 
Te recomiendo que sigas el blog de Ana García, donde Ana cuenta cada semana los entresijos del mundo del calzado vegano. Para resolver cualquier duda veggie o simplemente para informarte visita su blog Zapatos Veganos. Podrás encontrar diferentes artículos, por ejemplo, sobre los diferentes tipos de cuero vegano que hay o sus investigaciones de las marcas para saber su grado de veganización, por ejemplo, publicó un post sobre Nike revelando que es una marca vegana, pero que no recomienda su compra.

2 de febrero de 2019

Berlinas o donuts veganos rellenos de crema pastelera

Estos donuts o berlinas caseras rellenas de crema pastelera casera y cubiertos de chocolate son un manjar para cualquier vegano o cualquier amante los dulces. 
En esta receta vas a encontrar cómo preparar una masa elástica y esponjosa para donuts o berlinas y una rica crema pastelera, perfecta para rellenar otros postres y dulces.  
Para la masa:
 1 1/4 taza de harina de trigo
 1 cda de semillas de lino molidas
 2 cdtas de gluten de trigo (opcional)
 1 cdta de levadura instantánea de panadería
 1/2 cdta de levadura química en polvo
 2 cdas de azúcar
 3 cdas de aceite de coco derretido
 1 cdta de esencia de vainilla
 1/2 taza de agua tibia

Para el relleno:
 1 taza de leche de soja
 1/4 taza de harina
 1/4 taza de azúcar
 2 cdas de aceite vegetal
 1 cda de zumo de limón
 1 cdta de esencia de vainilla

Para la cobertura:
 1/2 tableta de chocolate
 1 cdta de aceite de coco
Hemos utilizado el chocolate con almendras, por eso se ven tropezones en la cobertura
  1. Para la crema pastelera mezclamos todos los ingredientes en un cazo y cocinamos a fuego medio-alto removiendo continuamente con las varillas hasta que la mezcla espese y comiencen a aparecer burbujas. Bajamos el fuego a medio y seguimos cocinando durante otros 2 minutos removiendo de vez en cuando. Dejamos la crema enfriar en la nevera mientras seguimos con la preparación.
  2. Para preparar la masa de los donuts mezclamos en un bol la harina, las semillas de lino molidas, el gluten de trigo (opcional, para dar más elasticidad a la masa), la levadura instantánea de panadería, la levadura en polvo y el azúcar. Mezclamos bien y añadimos el aceite de coco derretido, la esencia de vainilla y poco a poco el agua tibia amasando hasta que obtengamos una masa suave y pegajosa. Formamos una bola de masa y la dejamos reposar en un lugar cálido durante una hora o hasta que duplique su tamaño.
  3. Pasado el tiempo de reposo, en una superficie enharinada amasamos la masa durante varios minutos y la dejamos reposar otros 15 minutos antes de preparar los donuts.
  4. Estiramos la masa con el rodillo dejando un grosor de 0,5-1 cm. Recortamos círculos del mismo tamaño con un molde de galletas o un vaso. Recogemos los recortes de masa y volvemos a repetir el paso hasta que nos quedemos sin masa.
  5. Calentamos una sartén con abundante cantidad de aceite y freímos los círculos de masa 30-40 segundos por ambos lados hasta que se doren. Dejamos los donuts enfriar.
  6. Para rellenar los donuts sacamos la crema pastelera de la nevera y la removemos bien. Con un palillo hacemos un agujero en un lateral de cada donut y movemos un poco el palillo dentro para hacer espacio suficiente para la crema.
  7. Vierte la crema en una jeringa pastelera y rellena los donuts a través del agujero que habíamos hecho. También podemos rellenar los donuts con una manga pastelera, tan solo necesitas hacer un agujero más grande para introducirla.
  8. Para la cobertura derretimos el chocolate con el aceite de coco a baño maría o en el microondas. Sumergimos cada donut  en el chocolate derretido y los dejamos enfriar hasta que se solidifique el chocolate.
Blogging tips